Reuniones solo pueden realizarse con quienes se hizo la cuarentena

Reclamar Pytyvõ

EL LÍMITE. Los encuentros hasta 10 personas se reducen solo al núcleo de la casa o al del trabajo. MINIMIZAR RIESGOS. La recomendación es no hacer visitas por el Día del Padre para evitar contagios.

Saludos que esperarán. Abrazos atajados. En el inicio de la tercera fase de la cuarentena inteligente, el Ministro de Salud Julio Mazzoleni detalló sobre el retorno de las visitas a los familiares, haciendo algunas puntualizaciones.


“En el núcleo social, va a haber la posibilidad de una reunión social mínima. Pero se van a cuidar los números y en ninguno de los casos esos números serán superiores a 10, pudiendo ser incluso menos”, refirió Mazzoleni durante su conferencia de prensa.

A raíz de estas palabras, muchas personas pensaron que ya estaban permitidas las reuniones sociales. Sin embargo, el decreto que reglamenta esta nueva etapa de la flexibilización del confinamiento no mencionaba esta situación.

La doctora Adriana Amarilla, directora de Promoción de la Salud del MSP, aclaró lo dicho por el secretario de Estado. Según explicó, el responsable de la cartera sanitaria hacía mención al núcleo en el que convive la persona.

“El núcleo es el que vive o convive en la misma casa, el hogar. La gente con la que se compartió la cuarentena. Puede o no ser la familia de sangre, ya que las familias son muy diversas. Por eso, refiere a con quienes se estuvo encerrado en la casa. Y desde el ámbito laboral hace referencia a la cuadrilla de trabajo”, desglosó Amarilla.

Advirtió que esta nueva fase representa un mayor riesgo, considerando que con la habilitación de los restaurantes los clientes en algún momento dejarán de lado sus tapabocas.

La referente de Salud Pública puso énfasis sobre el relajo de la población. “Si uno no entiende lo que tiene que hacer para cuidarse, tarde o temprano le agarrará el Covid. Se van a contagiar, se van a enfermar y el virus hará lo suyo. No son el ministerio ni el Gobierno quienes cerrarán los sectores, eso lo hará el coronavirus”, enfatizó.

Ante la llegada del Día de Padre, que se conmemorará el domingo, desde Salud recordaron que deben evitarse los traslados innecesarios ese día. Más aún si la visita será hecha a progenitores que se encuentran dentro de grupo de riesgo.

“La recomendación es no ir, evitar ir. O si es absolutamente necesario, que vaya una persona a ver cómo está el familiar, y un saludo a la distancia”, dijo al respecto el doctor Juan Carlos Portillo, viceministro de Atención Integral a la Salud.

Mencionó dos elementos a tener en cuenta: el interés epidemiológico de minimizar las condiciones que puedan ocasionar una situación parecida a lo que ocurrió en el Día de la Madre; y el riesgo que podría representar para personas mayores recibir a gente que no es de su núcleo familiar y social habitual.

A diferencia de la primera etapa del coronavirus en el país, en donde la mayoría de los casos positivos se daban en los albergues de connacionales que llegaban desde lugares con alta circulación, esta vez el escenario va cambiando, pues en los nuevos reportes la mayoría de los contagios se dan a nivel comunitario, por contacto con algún infectado. Esto exige más cuidado con la exposición y mantener las medidas sanitarias recomendadas.

Quiénes pueden reunirse

Núcleo familiar compuesto por padre, madre, hijos y adultos mayores que viven en la misma casa.
Núcleo con quienes uno convive.
Cuadrillas de trabajo que han compartido la cuarentena.
No está permitido el desplazamiento de los núcleos durante el Día del Padre.
Solo una persona puede realizar la visita y manteniendo la debida distancia y los protocolos de prevención.
La pesca puede ser realizada por dos personas por embarcación.
Las misas pueden realizarse con hasta 20 personas y con agendamiento previo.
Los restaurantes pueden atender un número limitado de personas y con agendamiento previo.
La actividad física puede ser realizada por dos personas y sin contacto físico.
Pueden realizarse defensa de tesis, exámenes, pruebas y usos de laboratorio en un número máximo de personas.
Fuentes: Doctora Adriana Amarilla, directora de Promoción de la Salud, doctor Juan Carlos Portillo, viceministro de Atención Integral a la Salud; Decreto de la fase de la cuarentena inteligente.

Buses del interior no suspenderán servicio

Desde la Dirección Nacional de Transporte (Dinatrán) anunciaron que el servicio de buses no será suspendido durante el fin de semana por el Día del Padre, como ocurrió con el Día de la Madre, debido al avance de las fases.

“Estamos en fase 3. La suspensión no es el camino, más bien insistir con las medidas sanitarias, uso de tapabocas, desinfecciones, y que los usuarios de colectivos denuncien irregularidades detectadas”, señaló el director de Dinatrán, Juan José Vidal.

Desde la cartera sanitaria insisten en que la recomendación es no ir. Indican que lo mejor es evitar riesgos y no llevar sin querer el “peor regalo”.

No se puede visitar cementerios

La visita a los cementerios aún no figura en ninguna de las fases de la cuarentena inteligente o modo Covid-19 de vivir. El responsable del Departamento de Necrópolis de Asunción, Gerardo Arévalo, comentó que la Dirección de Catastro de la Municipalidad remitirá una nota al Ministerio de Salud consultando sobre la apertura de los camposantos.

Los contribuyentes son los principales interesados en que se habiliten las visitas teniendo en cuenta que este domingo es el Día del Padre. Según Arévalo este y el Día de la Madre son los días de mayor visita cada año.

“Este domingo es el Día del Padre y por experiencia de años sabemos que hay una gran concurrencia en los cementerios y todo eso hay que tratar de delimitar con la disposición ministerial”, señaló.

En el camposanto llegan hijos e hijas que traen flores y pasan un momento frente al panteón de su padre, pero esto no será posible porque la tercera fase de la cuarentena inteligente no lo contempla.

“Remitiremos la nota y esperamos la respuesta correspondiente. El tema de la aglomeración es nuestro problema. Trabajamos en un protocolo”, afirmó. Actualmente los cementerios se encuentran habilitados solo para los entierros con la presencia limitada de hasta 10 familiares, a fin de evitar la aglomeración de personas de modo a prevenir la expansión del Covid-19