El ladrón que quedó en ridículo

El mal cálculo y la insistencia del protagonista de este vídeo de YouTube causan gracia en lugar de indignación. Si se trata de un robo no se puede hablar de virtud, pero cualidades como el sigilo y el buen cálculo son bien valoradas entre quienes se dedican apropiarse de lo que no les pertenece. Un curioso suceso registrado a principios de año en un restaurante de comida rápida estadounidense, donde un ladrón hizo gala de su falta de precisión, se ha vuelto viral en la plataforma de videos YouTube. 
El vídeo de YouTube muestra a un delincuente que además de ver frustrado su robo, pasó un momento de enorme vergüenza gracias a las cámaras de seguridad al ignorar una de las “virtudes” mencionadas anteriormente. La grabación muestra al sujeto introduciendo sus brazos a través de una ventanilla a fin de sustraer la caja registradora del local en el que encontraba a través de esta; sin embargo, el hombre no tuvo en cuenta un pequeño detalle: el objeto era más grande que la ventanilla.


Fuente: elcomercio.pe