Golpean a abuela por pedir la pensión de su mamá

Reclamar Pytyvõ

Entre cuatro derrumbaron la puerta de la casa para agredirla, contó.

Estefanía Coronel supuestamente recibió varios golpes en el cuerpo.Ilustración

Con varias lesiones en el cuerpo y con mucho temor quedó Estefanía Coronel de 76 años, luego de ser agredida supuestamente por las vecinas de su anciana madre; de 94 años, que estaba a cargo de ella.

Doña Estefanía reside en Argentina y, en marzo vino al país para llevarle a doña Exaltación, su mamá, quien debía operarse de cataratas; sin embargo, a causa del cierre de la frontera ante la pandemia por el coronavirus, no le quedó de otra que quedarse un poco más.

Luego de cierto tiempo, la mujer se quedó sin efectivo y, como las vecinas manejaban la tarjeta de cobro de la pensión de tercera edad de su madre, les pidió algo de dinero para sus gastos, pero ellas se negaron y ahí empezó el pleito.

Caro Cardozo, pariente de las ancianas, dijo a EXTRA que la mujer necesitaba de esa plata para comprarse medicamentos ya que ella sufre de asma y es sobreviviente de cáncer de mamas.

La joven contó que en ese entonces agredieron a Estefanía, pero ella no se animó a denunciar por miedo a represalias.

Atropelló la casa

La supuesta agresora fue identificada como Marina F., de 68 años, quien nuevamente atropelló la casa al enterarse que Estefanía bloqueó la tarjeta de débito.

El hecho ocurrió el viernes en Lambaré. Esa vez, la doñita fue amenazada y a la abuelita le dijeron que ya no iba a cobrar la pensión porque supuestamente su hija estaba en la casa.

Cardozo señaló que los agentes de la Comisaría 14 de Asunción tomaron intervención luego de mucha insistencia.

Pero nuevamente este sábado, doña Marina, sus dos hijas y sus dos yernos forzaron la puerta de la casa y nuevamente le agredieron a Estefanía, esta vez los golpes fueron mucho más graves, todo porque bloqueó la tarjeta de cobro.

Denuncia

Doña Estefanía denunció a las vecinas por apropiarse de la tarjeta de débito de su mamá. Las mujeres también se encargaban de cobrar el dinero del alquiler de una habitación.

Caro Cardozo refirió que los policías no se quisieron “meter” porque no querían tener problemas. Por tal motivo la joven acudió al defensor del Pueblo, Miguel Godoy.

Por otra parte, doña Marina F. también se presentó a la comisaría para negar los hechos y alegar que la abuela de 94 años le cedió voluntariamente la tarjeta y que ellos se encargaban de cobrar la plata para comprarle víveres a la doña.

La mujer dijo a los agentes de la Comisaría 14 que ella también fue maltratada verbalmente y le denunció a Estefanía por difamación y calumnia. Este lunes, ambas partes deberán presentarse ante la Fiscalía de Lambaré.