Doctora cuerona causa revuelo con su video

Reclamar Pytyvõ

Para liberar el estrés que está generando el coronavirus, hace doblajes en TIK TOK. Ana Urunaga dice que en ocasiones le preguntan si es modelo porque tiene tremendas curvas.

La entrevista alegó que en las largas horas de consultorio pasa de todo y algunas veces los muchachos no pierden el tiempo para tirarle algún elogio. “Me digan lo que me digan tomo de buena manera siempre, cuando uno ama lo que hace, ama su trabajo, simplemente vive feliz, y eso es lo que trato siempre de transmitir a mis pacientes, recibirlos con una sonrisa y animarlos a que se sientan mejor”.
¡Impre! En Twitter Ana Urunaga, una médica de 29 años, se volvió famosa luego de publicar un video en donde se la puede ver haciendo un video para Tik Tok con sus demás colegas. Rápidamente la muchachada comenzó a destacar no solo los dotes actorales de la señorita, sino su belleza física teniendo en cuenta que es dueña de una figura muy admirable, hasta las chicas destacaron sus curvas.
EXTRA contactó con la profesional de blanco quien primeramente dijo estar sorprendida de todo el revuelo que causó en las diferentes redes sociales donde posteaban su video.
https://twitter.com/AnaUrunagaG/status/1252930059037442048
“Le dije a una amiga: ‘No sé qué está pasando’ y las notificaciones de Twitter no paraban de llegar. De todas maneras avisé que si me seguían esperando ver publicaciones serias que no lo hagan por favor”, comenzó diciendo, demostrando que tiene un gran sentido del humor.

LIBERAR LA ANGUSTIA
Ana contó que hace esta clase de videos graciosos porque la situación que estamos atravesando con el tema del coronavirus es sumamente estresante, más aún para ellos que exponen su salud con cada paciente que va llegando.
“La verdad es muy estresante y angustiante para todos nosotros el no saber si al paciente a quien le atendés por simple gripe, fiebre de origen a determinar, o solo con faringitis es portador del COVID-19 o no. Por más de que estemos o no con protectores, somos humanos como todos y también podemos, sin darnos cuenta, contagiarnos de alguna manera y llevarlo a la casa, contagiar a nuestra familia, y cargar con ese peso en la conciencia es muy frustrante”, señaló.
Agregó que ella tiene un papá con factores de riego y una hermana gestante de 26 semanas. No llevar el virus a su casa es su lucha diaria: “Para mí son un distractor las redes sociales, la verdad, como para todos yo prefiero, por mi salud mental, seleccionar páginas de memes y reír de ello, cantar camino al trabajo, en el trabajo, en casa, hacer karaoke. La aplicación del momento, aunque a muchos no les parezca es Tik Tok, es muy divertido, simplemente es doblar audios”.

ANIMA A SU EQUIPO
La médica dijo que su lugar de trabajo se volvió su hogar porque pasa más tiempo con sus colegas que con su propia familia y, para no decaerse, tienen que ponerle onda como sea a su día a día.

“Hacemos planes pensando en el después de la pandemia, cuando todo pase, pidiendo que pase pronto y de la mejor manera posible. Por más que estamos distanciados físicamente, a metros de distancia uno de otro, igual le tratamos de poner buena onda, sinceramente estoy con un equipo de trabajo que a Dios agradezco todos los días porque son geniales”, contó.
NO ES MODELO
Algo muy simpático que le suele pasar cuando tiene pacientes es que muchos quedan maravillados por la linda figura que tiene Ana y más de una vez le preguntaron si alguna vez fue modelo porque no pasa desapercibida.

“A veces (ríe), y les digo que indicaré que necesitan interconsulta con oftalmología”, puntualizó.

LE BAJARON LA CAÑA EN TWITTER
Llamativamente algunos internautas no le encontraron la gracia a lo que hizo Ana y le dieron con un palo diciendo que los trabajadores de blanco en nuestro país no están preparados para lidiar con esta pandemia y por eso se ponen a macanear.
“Leí varias y me causaron sonrisas al final. Nadie está preparado para una situación así, fue una de las respuestas que di a un comentario. Nadie está preparado mentalmente para lidiar con una pandemia como la que nos toca ahora, mientras nuestra actitud sea la de vencer o morir es lo que cuenta”, explicó.

Pidió tener un poco más de empatía con los profesionales de la salud.