Abogado “animal print” siempre se vistió así y lamenta episodio discriminatorio

Reclamar Pytyvõ

El profesional de leyes, Valentín Domínguez, hoy asistió a tribunales con un atuendo menos llamativo, un traje oscuro con brillos. Foto: Aldo Insfrán

El abogado Valentín Domínguez, quien el día de ayer fue discriminado por un personal de seguridad del Palacio de Justicia, que no lo quería dejar ingresar por la vestimenta que llevaba puesta, lamentó el episodio y explicó que siempre se vistió así y que es parte de su estilo personal, por lo que no tiene relación con que sea menos o más profesional.

“No significa que por mi vestimenta yo quiera burlarme de la Justicia, muchas veces la misma gente que administra la Justicia es la que se burla, porque acá se maneja más corrupción, incluso, que personas que visten con grandes marcas como Versace”, expresó.

El atuendo protagonista del día de ayer en los tribunales. Foto: Gentileza.

Respecto a lo sucedido ayer, Domínguez manifestó que tras llegar a tribunales y al intentar ingresar por la entrada trasera, fue retenido por el guardia, quien repentinamente y con una actitud molesta le comienza a ningunear y maltratar verbalmente al profesional por el hecho de que estaba “mal vestido”.

“Ni bien ingresé por la parte de atrás al Palacio, el guardia me ninguneó y maltrató porque supuestamente estaba mal vestido y que venía de esa forma para llamar la atención, y no tenía nada que ver, esa no era mi idea, porque tenía una revisión y estaba en juego la libertad de una persona”, relató el abogado.

En ese momento, el juez Gustavo Amarilla llamó al personal de seguridad, a quien indicó que bajo ningún argumento podían atajar o negar la entrada al profesional por el atuendo puesto, y mucho menos detener a nadie, ya que se trata de una institución donde justamente el organismo debe velar por las garantías procesales y constitucionales.

Glamur

Tras ese importuno episodio, se realizó la audiencia y a raíz de ello una persona hoy ya goza de su libertad. En este contexto, el profesional del derecho, quien hoy se presentó con un atuendo menos llamativo, pero sin perder el glamur, señaló que la libertad de expresión está garantizada en el artículo 25 de la Constitución Nacional, y que no tiene precisamente algo que ver con la homosexualidad, que es lo que muchos confunden.

Para el abogado, lo que uno lleva puesto no lo define como persona ni como profesional y recalcó que su estilo personal no tiene ninguna intención de burlarse de la Justicia.